Taquiones luz

¿Qué son los taquiones?

Los taquiones son partículas hipotéticas que en teoría tienen la capacidad de moverse a velocidades superiores a la de la luz. Por ser más rápidas que la luz se les conoce como partículas superluminosas.

El físico alemán Arnold Sommerfeld fue el primero en hablar de la idea de su existencia a comienzos del siglo XX. Pero deben su nombre a Gerald Feinberg, quien los bautizó como tal en 1967. Olexa Bilaniuk y George Sudarshan han realizado igualmente contribuciones analizando las propiedades teóricas de los taquiones. Uno de sus trabajos más importantes fue publicado en la revista Physics Today y se titula Particles beyond the light barrier.

Más recientemente, los científicos Herb Fried e Yves Gabellini han propuesto que los taquiones pueden responder innumerables interrogantes sobre el universo. Entre ellas qué es la materia oscura y qué causó el Big Bang.

¿Existen los taquiones?

Para la física teórica existen, y los científicos trabajan en modelos basados en taquiones que los ayuden a entender el universo. La obtención de una prueba de su existencia en el campo experimental, aún no se ha logrado. Hasta ahora no se han hecho dos o más experimentos científicos independientes que permitan afirmar sin ninguna duda que existen.

Existen los taquiones

Las propiedades de un taquión se obtienen mediante el análisis de las expresiones de energía y momento de la teoría de la relatividad especial de Einstein. Si ambas expresiones son reales, entonces la masa del taquión en reposo convencional sería un número imaginario. Al no tratarse de un número real, la masa no es medible directamente. Esto es debido a que la partícula tiene una velocidad mayor que la de la luz.

Aplicaciones de los taquiones

Tienen aplicación en el estudio de fenómenos físicos y en la búsqueda de respuestas, como hemos visto, a las grandes preguntas sobre el universo.

Fuera del campo científico, la fascinación por estas partículas tiene su origen en la posibilidad de que tengan la capacidad de viajar en el tiempo. Y es que si existiera una partícula más rápida que la luz, podría hacer viajes al pasado o al futuro. Esta idea no ha sido probada por la ciencia, pero sí que ha sido usada y alimentada por autores de ciencia ficción.

Aplicaciones de los taquiones

Un ejemplo es el personaje de cómic Flash. En la historia, gracias al descubrimiento de las propiedades de los taquiones para viajar en el tiempo, él cuenta con un homólogo temporal en el siglo XXVII.

A los taquiones se les ha atribuido extrañas propiedades vinculadas al plano espiritual. Se ha especulado que si son una energía potente e ilimitada que fluye a través del espacio, incluso a través del cuerpo humano, podrían asociarse al alma. Según este pensamiento, las partículas infundirían luz espiritual a la materia física.También en el campo pseudocientífico, estas partículas son consideradas como elementos que ayudan a armonizar los campos electromagnéticos de la vida humana. Pondrían orden al caos, pues con su energía acelerarían el crecimiento espiritual de la persona. Igualmente, la energía de estas partículas haría más eficiente el consumo de alimentos y agua, y la salud humana obtendría un beneficio superior.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.