Samsung Galaxy Fold

Qué sucedió con el Samsung plegable

El Samsung Galaxy Fold, mejor conocido como Samsung plegable, ha vuelto a la palestra pública. Después de haber solventado los engorrosos inconvenientes con la pantalla, la gigante surcoreana realizó el lanzamiento del muy anhelado y revolucionario dispositivo el pasado 6 de septiembre.

Posteriormente, el Samsung plegable llegó hasta las tiendas francesas, alemanas e inglesas el 18 de septiembre. Con un impresionante precio de $2000, el dispositivo ha sido de los más esperados en toda la historia de la tecnología móvil.

Luego del lanzamiento en algunas zonas de Europa existió mucha expectativa por parte del mercado estadounidenese y español. Respecto al primero el dispositivo llegó finalmente a las tiendas norteamericanas el pasado 27 de septiembre mientras que en España estaría pautado para aparecer en las tiendas físicas a mediados de octubre.

Retraso en el lanzamiento y rediseño total

Antes de aparecer por primera vez en Corea del Sur, el Samsung plegable sufrió varias modificaciones con el objetivo de mejorar la experiencia  del usuario. El temor más grande de la compañía fue que la experiencia final fuese insatisfactoria e incluso desagradable.

Retraso en el lanzamiento y rediseño total

Los factores respecto a los cuales creían que podían desmejorar la experiencia fueron la extensión de la capa protectora superior de la pantalla, la sensación de flexibilidad del dispositivo (objetivo principal del Samsung Galaxy Fold) y la resistencia en relación con sus piezas móviles.

Los cambios introducidos en los últimos meses se enfocaron a solventar los inconvenientes asociados a tales aspectos. En primer lugar se extendió mucho más la capa protectora superior de la pantalla para que no generase la sensación de ser un protector de pantalla genérico. Incluso en algunos casos se presentó el terrible inconveniente de que la capa protectora llegó a despegarse.

Otro inconveniente parecido que se evitó estuvo relacionado con la durabilidad del dispositivo. En los últimos cambios introducidos se hicieron reforzamientos en la parte exterior sin que estos implicasen reducir la sensación de flexibilidad característica del Samsung plegable.

El dispositivo funciona tal como se prometió, con la salvedad de que ahora es mucho más resistente y seguro de utilizar. Otros detalles tales como la distancia entre la bisagra del dispositivo y propiamente el cuerpo de móvil se redujeron mejorando la experiencia general al utilizarlo.

Te puede interesar leer: Guerra comercial entre Corea y Japón, ¿Cómo afecta al mercado digital?

Entre la innovación y la presión de la competencia

Además de los fallos ya mencionados con la capa protectora de la pantalla superior también se presentaron otros inconvenientes. Aún durante el periodo de pruebas varios periodistas que recibieron el anhelado Samsung plegable antes que nadie, presentaron inconvenientes bastante penosos.

Entre la innovación y la presión de la competencia

Probablemente el más significativo fue el relacionado a las pantallas parpadeantes. En efecto, fueron varios los casos en que la pantalla comenzaba a parpadear y a ponerse negra poco antes de apagarse de forma definitiva. Este fue otro de los errores solventados en la última intervención.

La situación fue tensa. La presión por parte de Huawei quien estaba por lanzar su propio móvil plegable, el Mate X, tan solo hizo menos soportable la situación. La competencia estaba en un punto álgido y el hecho de lanzar un dispositivo flexible representó el objetivo crucial en una lucha por ser percibido como la empresa más innovadora del momento.

Sin embargo y a pesar de las dificultades, Samsung logró salir adelante. Tampoco era la primera vez que esto sucede: también el pasado 2016 la compañía se vio forzada a retrasar el lanzamiento del entonces innovador Samsung Galaxy Note.

Aspectos innovadores del Samsung Galaxy Fold

Naturalmente, la capacidad de plegarse, es la característica más importante del Samsung plegable Galaxy Fold. No obstante, son las posibilidades que esto trae consigo lo verdaderamente revolucionario y es que, a pesar de su exorbitante precio, este nuevo dispositivo está alterando muchas dinámicas que hasta el momento se pensaban como inmutables.

Aspectos innovadores del Samsung Galaxy Fold

Se trata de un móvil que puede utilizarse tanto cuando está cerrado como cuando está abierto y cuando esto último sucede adquiere un tamaño similar al de una tableta pequeña. Antes del lanzamiento del Fold para muchas personas era poco usual salir con una tableta en determinados lugares. El Samsung plegable garantiza esta posibilidad el usuario. Son varias las tareas posibles que ahora se suman al repertorio del usuario, y que puede realizar con mayor comodidad y sin necesidad de cargar encima otros dispositivos distintos a su propio smartphone personal.

Aunque esto pueda parecer banal desde varias perspectivas, no deja de ser impactante que un dispositivo móvil de esta envergadura tenga la capacidad de plegarse al menos 200,000 mil veces, tal como anuncia la propia compañía, un logro sin duda admirable.

Especificaciones técnicas

El Samsung plegable cuenta con unas interesantes especificidades técnicas. Su pantalla corresponde a 4,6 pulgadas estando cerrada hacia 7,3 pulgadas en su modalidad como tablet. Consta de 3 cámaras traseras del tipo gran angular de 12 y 16 megapíxeles que cuentan con inteligencia artificial. En cuanto a las cámaras frontales estas son dos con 10 y 8 megapíxeles de calidad respectivamente. En términos generales las cámaras cuentan con flash tipo LED y con un zoom óptico bastante limitado de tan solo 2 aumentos (2x).

Especificaciones técnicas

El dispositivo cuenta con múltiples sensores que garantizan una mayor privacidad y seguridad informática.  Además de poseer un sensor de huellas dactilares en uno de sus laterales también cuenta con un sistema de reconocimiento facial.

A pesar de que seguramente existirán varias versiones del dispositivo se maneja que una del mismo contendrá un potente procesador Exynos 9820 y de una memoria interna de 512 Gigabytes y una memoria RAM de 12 Gigabytes, siendo además compatibles con memorias RAM también correspondientes a 512 Gigabytes.

Por último, en lo relativo a la autonomía y durabilidad de la batería el Samsung plegable cuenta con una batería Li-Ion de 4380mAh, la cual puede recargarse mediante el sistema inalámbrico de carga compartida, más conocido como Wireless Power Charge, pudiendo tener la oportunidad de recargar la batería con ayuda de otros dispositivos que cuenten con dicha modalidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.